Qué es la banca privada y sus principales características

Lo más seguro es que no hayas escuchado nunca qué es la banca privada, o incluso no entiendas bien cuál es su significado.

La banca privada es aquella parte del sector financiero que trabaja con capitales elevados, de más de seis y siete cifras.

En este artículo te presento más información acerca de la banca privada y de sus cuatro características básicas.

Qué es la banca privada

Qué es la banca privada

Empecemos por el principio.

La banca privada es la parte del sector financiero que está reservado para personas que tienen un capital elevado.

La banca personal es similar, pero es para capitales más pequeños, normalmente a partir de las 6 cifras.

Este tipo de banca aglutina ciertos servicios y productos financieros diferentes al de los pequeños ahorradores.

Cierto es que hoy en día, debido a los avances tecnológicos la brecha se está reduciendo y cada vez hay más oportunidades de inversión para personas con un bajo capital.

Ahora que entiendes qué es la banca privada, veamos sus principales características.

Características de la banca privada

Existen cuatro características o rasgos principales de la banca privada, que también se extienden a la banca personal.

Conocer esas características te va a permitir entender cómo funciona, así como identificar mejores oportunidades de inversión.

Independencia

Las personas con gran capital hacen una cosa que deberían hacer los pequeños inversores, pero que cuando empiezan pocos hacen, mejorar su educación financiera.

Estas personas tienen un conocimiento elevado en finanzas y son capaces de entender las inversiones así como el argot financiero.

Cuando hablamos de independencia, nos referimos a la independencia del asesor financiero.

Un asesor financiero es independiente cuando su función es la de asesorar y buscar el mejor producto en el mercado que se adapta al cliente.

En muchos casos, para pequeños ahorradores, los asesores financieros que se encuentran son personas que se dedican a vender productos financieros, es decir, comerciales de las finanzas.

El modelo de negocio que usan es el de dar asesoramiento gratuito, y ganar dinero de comisiones vendiendo productos financieros de la propia empresa.

Esta dependencia provoca que el asesoramiento esté sesgado a la venta e inversión en productos propios, porque se cobra por comisión, y en muchas ocasiones se sobre opera.

Por tanto, para garantizar que las decisiones del asesor sean lo más objetivas posibles debe garantizarse la independencia, así velará por tus intereses y no por los suyos.

El cliente particular es el epicentro

La banca privada y personal tienen al cliente en el epicentro del negocio, todo gira en torno a clientes particulares.

La banca empezó a trabajar para empresas, pero con el tiempo se ha ido transformando y cuenta con departamentos centrados en esta área.

Se considera un cliente particular a cualquier persona, familia, o negocio de forma aislada que decida trabajar la inversión financiera.

Servicio personalizado

Toda la estrategia financiera gira en torno al cliente, su situación financiera y personal, y sus objetivos.

Además, se establece un trato personalizado donde se revela mucha información personal e íntima, es por ello que se debe asegurar que el interlocutor no varíe en exceso.

Imagina tener que contar tus intimidades financieras a una persona cada vez, ¿confiarías?

Por tanto, para asegurar la continuidad del cliente, se debe primero asegurar la continuidad del gestor.

Asesoramiento vs Gestión discrecional

La función del asesor financiero puede ser la de gestionar el patrimonio o de asesorar únicamente.

La gestión discrecional de carteras consiste en firmar un contrato patrimonial con el cliente y el gestor, una vez establecidos los objetivos, gestione de manera independiente la cartera del cliente.

Al hablar de asesoramiento, el asesor, informa al cliente y es el cliente quien toma las decisiones de inversión; el cliente mismo gestiona su dinero.

En ambos casos, la responsabilidad se extiende al asesor, pero se debe entender que la responsabilidad del dinero del cliente, solo es del cliente.

Por ello es esencial la educación financiera para saber qué se está haciendo, aunque externalices la gestión de tu cartera.

En conclusión

La banca privada, así como la personal, tiene sus particularidades más allá de que está pensada para capitales elevados.

No me cansaré de remarcar que cada vez más, se pueden encontrar servicios anteriormente exclusivos de la banca privada accesibles a inversores y ahorradores con poco capital.

Entender las características te va a permitir tomar mejores decisiones de inversión y encontrar aquellos servicios que se adapten a tus necesidades.

Espero que tengas un mejor entendimiento sobre qué es la banca privada y cómo puedes acceder a ella.

Hola, soy Adri Nerja, Doctor en Economía, actualmente profesor e investigador de la Universidad Miguel Hernández. Apasionado de las finanzas personales y los negocios. Puedes seguirme en YouTube, LinkedIn, Instagram y Facebook.

Deja un comentario

Este blog utiliza cookies para mejorar la experiencia de navegación. Más información. ACEPTAR

Aviso de cookies